Desaparecido (sin acción, y con muchos problemas)

Cuesta abajo

Este posteo nace como un intento de explicar mi alejamiento del blog (temporario, ya que no pienso dejarlo nunca, ya es como una parte de mí), del que no he escrito un post desde hace al menos 2 meses (salvo las ‘búsquedas raras’). No voy a intentar darle (muchas) vueltas filosóficas al asunto, voy a ceñirme casi por entero a la cadena de cosas que fueron ocurriendo (y que siguen ocurriendo), dejando de lado lo demás. Así es probable que todos entiendan mejor, y que yo también pueda hacerlo a futuro (porque el hoy, un despelote terrible).

Si bien tenía algunos posteos en borradores listos para salir (de hecho, algunos ya habían sido publicados), decidí suspender mi actividad (salvo el responder comentarios) hasta que pudiese hacer este post para intentar explicar el porqué de las cosas. Lo hice por doble motivo: para obligarme a retomar el trajín normal, y también porque creí que debía algún tipo de explicación a las personas que me seguían y/o se preocupaban por mí. Pensaba hacerlo cuando el escenario estuviese más tranquilo, pero las cosas siguen casi iguales, así es que lamento si este escrito por ahí carece de orden o es difícil de entender, pero no creo que salga de otra forma o en otro momento.

Ya habiendo escrito gran parte de lo que van a leer, también decidí que para no hacer un posteo demasiado largo (el actual supera las 2000 palabras), voy a dividirlo. Con eso logro también sacar más rápido esta parte antes de seguir esperando a hacer una más completa que quién sabe cuándo podría salir. Ahí vamos.

La punta del ovillo es difícil encontrarla, aunque sí puedo decir que el comienzo fue hace varios años (no sé si casualmente o no, pero desde la época Kirchner). El tema económico venía de mal en peor y no encontraba soluciones que nos permitieran vivir tranquilos. No hablamos de vacaciones en Venecia ni de regalar Rolex a los amigos, simplemente de sobrevivir. Poder pagar el alquiler, los impuestos y comer era cada vez más difícil. El tema de no tener un sueldo fijo (para los que no lo sepan, trabajo solo) siempre fue una espada que pendía sobre nuestras cabezas, haciendo que el futuro nunca terminase de ser claro. Siempre tuve la suerte de encontrar nuevas ideas o negocios que daban empujoncitos alentadores a la economía familiar, pero cada vez tenía que volcar más tiempo para ganar menos. Y teniendo una hija, debía ‘fabricar’ más tiempo para estar con ella al menos un tiempito, por lo que el trabajo se seguía resintiendo.

La situación comenzó a volverse crítica a fines del pasado año. Ya había escrito una suerte de balance anual en la que ya se anticipaba lo que probablemente vendría. En ese momento, estaba ganando menos de lo que gastábamos y había comenzado a consumir el poco capital que tenía (en dinero o en productos). A ese tren no era muy difícil ver en qué íbamos a terminar, pero las soluciones seguían sin llegar o no lograban ser efectivas del todo. Mientras tanto, seguía sin tiempo alguno para nada (y ya iban meses, por no decir años), trabajando un promedio de 15 horas diarias incluyendo también algunos sábados y domingos (los primeros reservados para visitas familiares, los segundos para descanso propio).

Mi esposa intentó infinidad de veces conseguir trabajo, pero no encontró más que un par de puestos muy informales (o sea, en negro, mal pagos y por muy poco tiempo) y alejados de lo que sabía. Logró sostenerse con un par de casas para cuidar chicos, en donde también la explotaron para tareas varias, como cocinar, limpiar y planchar (entre otros quehaceres), todo en el mismo paquete. Como yo trabajo de noche por generalidad y tenía que quedarme de día para cuidar a nuestra hija en su ausencia, lamentablemente tuve que suspender esos días (a ese entonces, dos días por semana) y me modificaban el anterior y el siguiente (no puedo estar dos rangos de 12 horas en el mismo día, tenía que tomar siestas a deshoras para acomodar los horarios). El tema de mi Síndrome del Instestino Irritable tampoco me aseguraba que pudiese enviar/retirar a mi hija al colegio, por lo que tuvimos que pedir asistencia a los abuelos para que oficiaran de remis en esos días.

A todo esto se sumo el primer tema médico propio. Tuve que sacrificar tiempo laboral para hacer varios estudios para ver si de una vez por todas podían dar en el clavo con algunas dolencias que también desde hacía tiempo me venían ocurriendo. Al SII diagnosticado hace mucho (y que me hacían cada vez más difícil salir casi a cualquier lugar, inclusive a la escuela de mi hija), se le había sumado un posible tema cardíaco. Una combinación de médicos malos y soberbios hizo que la cosa se complicara todavía más (lo que se traducía en aún más estudios y menos tiempo). Era casi cómico como algo que ‘debés estar imaginándote porque no es posible‘ se convirtiera en caras de perplejidad y rascaduras de cabeza cuando el problema se hizo medible (pero aún así, inexplicable). Luego de los estudios completos del corazón (que primero indicaban una válvula engrosada con posible prolapso… y luego ya no (?!)), descartaron el problema propio cardíaco y empezaron a derivarme a ‘lo-que-se-les-ocurriera’. Ahí supe que no encontrarían jamás el problema, que si no lo hacía yo no lo haría nadie, como siempre me ha ocurrido con los galenos (y no es por soberbia propia, realmente siempre fue así).

Hablando informalmente en ese interín con mi viejo de algunos bueyes perdidos y demás yerbas, me enteré que mi abuela había tenido hipertiroidismo (él también, pero desconocía la herencia anterior) y me comentó que cosas parecidas le pasaban a él (explicaba mis problemas en casi un 80%, incluyendo cosas del SII). La solución eran pastillas o tragarse un isótopo radioactivo. Perfecto. Más estudios (menos tiempo, menos dinero). En ese mes y por la casi falta de trabajo y tiempo para invertirlo en ello, el balance dio… $1 positivo. $1 de ganancia en todo el mes (ya descontados los gastos laborales operativos). Si salía 1 hora a pedir a la esquina, hubiera ganado un 2000%. Todo terrible y no mejoraba. Y todavía quedaba seguir perdiendo tiempo en estudios para ver si de una vez por todas se solucionaba todo (por lo menos físicamente). El final del tema parecía cerca. Parecía…

Luego de varias visitas, termino asistiendo al endocrinólogo. Me escucha (cosa rara) y dice que la genética es muy fuerte en esos casos y que es muy probable que padezca hipertiroidismo por todos los síntomas que relataba. Me palpa la tiroides: agrandada e irregular. Por dentro festejaba, era una enfermedad muy pasable y altamente solucionable. Ordena una batallón de testeos de sangre, TSH, TS3, TS4 (y familia) para ver qué es lo que debía tomar y si servía la medicación o pasábamos a radioactividad. Lo ordena urgente, para liquidar el problema lo más pronto posible.

Llegan los resultados y (como es mi costumbre) los leo antes. Negativo, no tenía nada. Entre desesperanzado y perplejo, le llevo los resultados a la doctora (que demuestra también ella la segunda reacción). Se queda sin habla, se rasca la cabeza. Vuelve a mirar el nombre por si se habían equivocado de estudio. Se acomoda los lentes, me vuelve a palpar (y comprueba otra vez la tiroides irregular y agrandada). Me dice ‘Mirá, no tenés nada. La tiroides al tacto indica que muy probablemente sí, pero los números me dicen que con seguridad no.‘ Me manda otro test de sangre común ‘por las dudas, para cotejar‘. Más tiempo, menos dinero, resultado clínico perfecto. ‘No sé. Tenés la creatinina un poco alta, pero no tiene que ver con la tiroides. No sé…‘. Me manda un estudio de creatinina y me deriva a otro médico. Dijo que por ahí era estrés (algo en lo que casi todos los médicos me terminaban diciendo), ‘más porque parecés del tipo nervioso‘.

Ya en ese punto, decidí no seguir con los testeos. No podía seguir perdiendo tiempo y dinero en algo que seguramente tampoco me llevaría a ningún lugar. Ese fue el momento en donde algo se perdió. No sé qué fue, pero desde allí no volví a intentar nada más ni dejé que intentasen algo conmigo. También empecé a tomarme las cosas con triple ración de agua, empecé a despreocuparme por todo, a desapasionarme por todo. Seguía con ganas de escribir en el blog, pero no tenía la mente ordenada como para que saliera algo leíble. Entre esa falta de tiempo y ese desapasionamiento, también dejé de leer algunos blogs de siempre. Tampoco perdí el interés en ellos, sino que me costaba mucho entender lo que leía y no era raro que después de media hora hubiera avanzado un par de párrafos solamente. Ya para ese entonces, el $1 de ganancia se convirtió en pérdida directa. Trabajar me costó más de $100 de mi bolsillo ese mes…

Sabía que así no podía seguir. El futuro no parecía muy promisorio (sino todo lo contrario) y sentía que era injusto para con mi familia, especialmente con mi hija. Ya habíamos empezado a pedir y debíamos bastante dinero a varias personas. La familia, por suerte, respondió bien, inclusive regalando pesos o trayendo mercaderías. Pero esa suerte a mí me sonaba a desgracia e impotencia. Además del agradecimiento justificado, cada ayuda me amargaba más la vida. Siempre había sacado a flote el bote y había sido el que había conseguido el dinero, pero el rol de ‘macho proveedor‘ ya no lo podía cumplir, y (más sabiendo como soy yo) me enfurecía y entristecía por dentro a la vez.

Lo que ocurría era claro: fallé. Todos los familiares, amigos y esposa me decían “pero todos están así“, “si no sos piquetero estás en la vía“, “el que trabaja no prospera en Argentina“, “todo gracias a los Kirchner“. Y en parte tienen razón, pero la culpa mayoritaria era mía por no haber previsto el escenario, por no haber encontrado otras formas de proseguir, tal vez por no haber tirado mis principios y cuestiones morales a la mierda y que me permitiesen tener un presente y futuro mejor, hasta el próximo gobierno al menos, tal vez en otro país.

Empezamos entonces a pensar alternativas. Podíamos salvar el alquiler si nos separábamos y nos volvíamos cada uno a su casa, pero con una hija se hacia 1000 veces más difícil, además que la independencia y libertad me parece el último bastión a resignarse (aunque comparando con el bienestar de un chico…). Consideramos entrar a un plancito gubernamental (el de madre soltera estaba asegurado porque no hay papeles entre nosotros), pero terminamos desestimándolo por razones mixtas (económicas, de vecindad ideológica y morales). Inclusive llegamos a evaluar el tomar una casa deshabitada en un buen barrio del que un familiar nos avisó y nos dió algunos lineamientos. Tomar una casa… hasta eso llegamos a pensar. El que terminó tirando todo para atrás primero fui yo: realmente a ese punto me chupaba un huevo (simple y claro) el tema moral e ideológico (era una casa con dueño fallecido y sin herederos, y sacársela al gobierno me tenía sin cuidado), pero el que mi hija se viera envuelta en posibles líos policiales, judiciales o de lucha de trincheras con otros tomacasas me hizo caer en razón. No quería entrar por ese camino, por más que se mostrase más promisorio que el actual.

Había fallado y había que cambiar el camino. Pero entre el mareo mental, el desapasionamiento, la falta de trabajo (cuando tenía tiempo o cuando no podía hacerlo), la inseguridad (económica y real) y un largo etcétera, no me permitían llegar a nada. Había fallado y seguía haciéndolo en tratar de encontrar soluciones. Era hora de un cambio total, pero tampoco sabía qué tipo de cambio. De lo que sí estaba seguro, era de que ésta época me dejaría una marca muy grande (es la peor de las que viví hasta ahora) y que debería dejar mi acostumbrado escenario (ya inseguro, pero que conocía al detalle), para entrar en terrenos desconocidos pero que podían ser seguros. Era hora de bajar los brazos, resignarse y buscar otros territorios.

Hasta aquí, la primer parte (de dos, aunque pueda que de tres). Lo que cuento hasta aquí es lo que sucedió hasta hace poco más de 2 meses. Podrán entender un poco mejor el alejamiento (que hasta ese entonces no se notaba, porque seguía posteando algo o publicando borradores y seguía visitando blogs espaciadamente), pero otras cosas se sumaron luego. En el próximo posteo (o en los dos siguientes), se enterarán de una oferta laboral técnica, un oficio (o profesión) que nada tiene que ver conmigo y que tuve que aprender, una espera indefinida para trabajar (que todavía continúa), sorpresas médicas de mi mujer (una que requiere cirujía a la brevedad) y un extraño bloqueo electrónico total de mi parte (si se le puede llamar así) que me hizo abandonar mi vida habitual y puso en peligro todavía más todo…

LEA LA SEGUNDA PARTE AQUI

Anuncios

Acerca de PiensoLuegoPiensoLuegoExisto (PLPLE)

Tratando de entender el mundo sin morir en el intento...
Esta entrada fue publicada en Argentina...país generoso, El mundo fue y será..., Mi Vida, Mis experiencias, Mis pensamientos, Política/Economía, Ser padre. Guarda el enlace permanente.

30 respuestas a Desaparecido (sin acción, y con muchos problemas)

  1. La verdad no se que decir, estoy obnubilado, seguramente lo que diga será poco, así que me limitaré a desearte mucha suerte, éxitos y prosperidad, y a pedirte que no bajes los brazos ya que la esperanza es lo último que se pierde y seguramente vendrán otros tiempos mejores…

    Saludos

    • @Patricio: Muchas gracias por tus palabras y tu apoyo. Los tiempos mejores parece que son en otros países y/o épocas. En la Argentina de hoy, son muchos los lastres. Aunque como bien decís, la esperanza es lo último que se puede esperar. Saludos y suerte!

      @Matías: Muchas gracias por el comentario y apoyo.
      Como decía en otro lugar (creo que en ‘Quién soy yo’) por cuestiones de anonimato no puedo dar muchos datos, pero últimamente hago de todo. Mi actividad principal es inclasificable también, aunque puedo decir que lo más conocido es la compra-venta de cosas, y me manejo mucho con sitios de remate.

      Este tipo de miedos es una constante en los que somos independientes. En otros lugares también pasa, pero en este país es agravado. Y paradójicamente hablando, cuanto más legal sea uno, más en riesgo estará.

      Saludos y gracias!

      @Ceo: Tu historia sirve, y de mucho. No solo por la similitud, sino por los lineamientos y los tiempos.
      Parece que es una constante en los independientes. Siempre estuvo el peligro, pero los que trabajamos solos siempre solemos tener más ideas para salir adelante (no por lo inteligentes, sino porque estamos preparados para otros escenarios que los dependientes no viven). Pero ahora, ya ni eso parece servir.

      Me alegra mucho escuchar que has dado en el clavo en el mercado de las acciones y que ya puedas disfrutar de una casa propia. Debería haber sido antes, como para poder disfrutar de la vida un poco más relajado. Pero Argentina siempre nos ‘regala’ eso…

      Tu historia es bastante parecida a lo que vivo yo (incluso en la parte de los reacios y las atenciones médicas). La adrenalina siempre me dió impulsos; pero esta vez, parece que voló por otro lado. Trataré de explicarlo mejor en la segunda parte.

      Muchas gracias por los comentarios, el apoyo y la experiencia propia. Ojalá que así sea. Y tambiés espero recuperarme pronto como para volver a leer tu blog con detenimiento, es uno de los contados con los dedos que extraño de visitar (hoy pasé un ratito (muy bueno el del ‘gallinero’), aunque no comenté).

      Saludos y suerte!

      @Pk_JoA: Muchas gracias por el comentario y los deseos! Yo también espero recuperarme (pronto) en todos los frentes, así puedo seguir preocupado (pero no desesperado y apático). El apoyo que están dando sirve de mucho.

      Saludos

      @Nati: No me vas a creer, pero le dije a la endocrinóloga cuando le dí la mano por última vez “¿no conocés a un Dr. House que atienda en este hospital?“.

      Concuerdo con lo que decís, pero Argentina siempre tiene un fondo ‘extra’ preparado para nosotros. Cuando uno cree que llegó al fondo, zas!, cede de nuevo y seguimos cayendo. Espero que este sea el verdadero fondo y que no cueste demasiado volver a trepar…

      Saludos y gracias por tus comentarios y abrazos, también espero volver a leerte pronto!

      Saludos a todos
      PLPLE

  2. Matias dijo:

    Adhiero al comentario anterior.
    A no bajar los brazos!
    ¿A que te dedicás?
    A mi me gusta laburar de manera independiente y tengo este tipo de miedos,
    De última buscá ayuda en lugares que te asesoren laboralmente, o que se dediquen a algún tipo de apoyo social.

    Fuerza!!

  3. Ceo dijo:

    Yo siempre laburé en forma independiente, en mi casa, también lidié con los alquileres y con las crisis. La hiperinflación de Alfonsín me hizo polvo todos los ahorros que tenía en el banco Hipotecario para la vivienda propia. Ya tenía dos hijas y yo el único sostén. En los 90 me recuperé y pasé al frente, siempre dibujando, pero después vino el corralito y el corralón y me redujeron los ahorros en un 50%, encima quebró la revista donde trabajaba y quedé en el aire con deudas por el alquiler, contraje una úlcera que me la hice atender en el hospital público, porque nunca confié en obras sociales ni prepagas, y santo remedio. Atiné a meter parte de lo que me quedaba de los ahorros en acciones de Tenaris en la Bolsa y me resultó. A todo ésto ya había cruzado los 60 años. Te cuento ésto que no te sirve de nada. Sólo por la semejanza. Siempre sale una solución. Siempre fuí reacio a pedir ayuda, pero fuí ayudado por mis hermanos. Hace siete años que tengo casa propia. Adrenalina pura la lucha. Te agiliza la imaginación. Vas a salir.
    Abrazo.

  4. Pk_JoA dijo:

    ¡Fuerza! Y que mejore la situación. No tengo mucho que decirte, sinceramente, solo un saludo y un deseo de que tu situación mejore.

    Esperamos leerte pronto.

  5. Nati dijo:

    Esto es un caso para Dr House 🙂 Pronto vas a estar mejor, no te desesperes y pensá que en esta vida todo es transitorio. El contexto nacional no ayuda mucho… Pero del fondo solo podemos salir para arriba, no?

    Un abrazo y saludos a los 3!

  6. Bueno Pienso: que escribirte? 😉 tu me entiendes ya…

    Para comenzar yo siempre estuve en relación de dependencia, y cuando intente lo contrario en dos oportunidades no me fue bien.

    En un país como Argentina, si sos decente, probablemente sea mas seguro un empleo en blanco que ser independiente. No te dejara más dinero, pero te brinda O.Social y una serie de beneficios, no asi la posibilidad de acceder a una jubilación privada 🙂

    Claro que mi historia es bien conocida, al menos por vos, ya que llevo mas de una año y allí perdimos todo con mi mujer…lo material me refiero luego de 24 años de casados.

    Te comentaba que a mi también me esta sucediendo que estoy cayendo en una apatía respecto al Blog, -por primera vez-, la anterior fue obligada, y creo que debo sobreponerme por una razon: Mantiene la dinamica del cerebro el Blog, la informatica.
    Es como un entrenamiento, por eso muchas veces que estoy frente a la maquina, sigo a pesar de cansarme mentalmente enseguida.

    Espero que no pases nada de lo que pasamos nosotros, y sobre todo resistan hasta siempre hasta el final el separarse, me parece, mas estando una hija de por medio.

    El tener familia buena, entiendase por buena, personas no enfermas -mentalmente perversas-, es algo positivo.

    Como vengo viviendo esto con mi mujer desde hace ya demasiado, un año es demasiado… yo creo y lo ecribi en mi Blog, que los buenos deseos son eso: buenos deseos, y nada mas. Y en casos como el tuyo o el mio se necesitan soluciones, claro que existen personas solidarias por Internet, me consta, me consta y les estoy agradecido eternamente, les estamos agradecidos, pero son en un porcentaje similar al mundo real: infimas.

    Esta ultima reflexion no es un ataque ni nada parecido a quienes arriba con muy buena onda te desean lo mejor, es un pensamiento practico de quien esta sufriendo con su mujer, bueno ya se sabe.

    Yo siempre me digo que si en la vida real me hubiese ido tan bien como en el Blog, uppppaaaaaaaaaaaaa, que feliz hubiera hecho a mi mujer, que es lo unico que tengo en la vida.

    Busca soluciones practicas, propone que te den soluciones practicas, aqui y ahora, el no ya lo tenes, y armate de paciencia y de un Plan B, y de un Plan C, te suena el Plan C? 😉

    Seguire otro dia visitando tu casa, mi mente se cansa, el cpu se cuelga, y eso que es un xp 🙂

    Abrazo a los tres x 2

    Marcial

    • @Marcial: Sí, ya hablamos mucho por privado, ya estabas bastante enterado de la situación (y viceversa) 🙂

      Con lo de la relación de independencia, eso va en cada uno. Yo jamás pensé que iba a pasarme a trabajar solo o que me fuese a ir bien, pero se me dio bastante bien y me acomodé sin problemas al nuevo tren. A mí me cuesta estar más bajo el mando de otro que a mi propio paso.

      En Argentina conviene ser dependiente no porque se sea decente o no, sino porque no queda mucho espacio para los independientes. Hace tiempo dije que cada vez estábamos más cerca de ser Cuba (o cuanto menos, Venezuela): si no estamos en un puesto gubernamental, no tenemos estabilidad ni progreso. Acá primero están muriendo los independientes y luego los dependientes de empresas privadas (fijate lo que pasó con las AFJP o lo que va a pasar con muchas televisoras).

      Muy cierto lo que decís con tu historia, y es similar a lo que muchos otros vivimos (aunque en distintos grados). Cada vez conozco más casos de gente que cae hasta pisos insospechados y con poca posibilidad de recuperación. Ya no son casos aislados. Tal vez por eso la falta de ayuda ‘real’ que se dio en el caso de ustedes: al ser algo muy común pierde el interés externo. Es duro pero creo que es así.

      Lo del blog (como te decía en privado) es raro. Mi apatía es con todo lo electrónico. No sé si es falta de interés de lleno, porque muchas veces quiero escribir, pero imaginate que si no entiendo lo que leo (o me pierdo), escribir es todavía peor. No puedo mantener un punto si se me nubla la vista.
      Eso creo que se dá también por el tema de la espera, algo de lo que hablaré más en el segundo posteo.

      Por todo esto, los planes a los que tan adepto soy, no están. No tengo plan C y los dos primeros son muy básicos: el A es esperar hasta donde se pueda, y el B es buscar ‘otra cosa’ (aunque no sepa que es ‘esa cosa’). No hay más que eso, la apatía atacó también por ese lado. El saber que si hacés las cosas mal te dan planes y casas, y si querés intentar algo bueno te va pésimo, le quita todo el optimismo a seguir por el mismo riel.

      ¿Se cuelga con XP? Yo todavía sigo con mi fiable W98 (SE) y en internet casi ni se cuelga. Una razón más para no pasarme! 😉 .

      Mucha suerte, gracias por el comentario y saludos 3×2!
      PLPLE

  7. ayreonauta dijo:

    No lo leí todo porque presentí que bajar por este texto sería más bien como hundirse en un noticiero, pero no puedo irme sin decirte que podés lograr cualquier cosa que te propongas, que sólo es cuestión de estar atento a cualquier hueco que deje pasar la luz a través de la tormenta. Salud.

    • @Ayreonauta: No entiendo bien lo del noticiero. Si te referís a claves económicas/políticas que devinieron en esto, no, no es de ese estilo. Aunque sí lo es a modo de vida personal, un estilo de diario resumido.

      Lo que decís es casi lo que pensaba, pero cuando los poquísimos huecos que se abren se vuelven a cerrar, terminás más con desesperanza que con ganas de seguir luchando…

      Igualmente, muchas gracias por el comentario y entendí la onda, no te preocupes
      Saludos!

  8. fs dijo:

    Me alegraste el día man, la verdad es que me alegro mucho de que lo estés pasando tan mal y ojalá que te pongas todavia peor,

    • @FS: Bueno, no se puede esperar más de un nacionalsocialista. Después vengan a vender discursos ‘comunitarios y humanitarios’. Lacras.
      Destaco que tu comentario me hizo mucho bien, ‘Andreas‘. En serio.

      @Ayreonauta: Ojo que no es un ‘fallé para siempre’, pero fallé. Tropezar fuerte es fallar aunque no caigamos, hasta un cambio de ritmo es una falla!
      Pero igual eso lo aclaré en el post: de ninguna manera creo que es ‘el mundo contra mí’ ni tampoco que yo tengo 100% de responsabilidad en todas las cosas. Es un poco de todo sumado a la mezcla de estar cansado de estar siempre cuesta arriba y el no poder intentar mucho más tampoco (al menos por ahora).

      Igual siempre hay un atisbo de solución (ya escribiré más en la próxima entrega), aunque eso siempre te cueste algo por otro lado. Pero por lo menos, puede ser alcanzable y, dados los beneficios, no dolería tanto.

      Saludos y gracias!
      PLPLE

  9. ayreonauta dijo:

    Lo del noticiero era por el avasallamiento de pálidas (bien justificadas, en este caso). Este pensamiento nació específicamente por la palabra “fallé”. Entiendo, por desgracia, lo que es que el mundo te desaliente, pero ese tipo de conclusiones/rendiciones no son ni realistas ni productivas. No me malinterpretes: no puedo siquiera imaginar lo que sentiste, ni quiero hacerlo, pero esa incapacidad, a la vez, me ubica en una posición objetiva, que ya la explica bien el dicho: un tropezón no es caída. Y, si te caés, te levantás, y si te volvés a caer, te volvés a levantar, y si no te podés levantar, trabajás desde el piso… pero “fallar”, no fallaste, o no estarías leyendo esto. Aún puede haber un post con el pulgar hacia arriba. Huevos, Roberto.

  10. Hola Pienso:)

    Observo mientras leo que pasan por aquí personas que no serían todas de “muy buena calaña”, parafraseando a la ideologia.

    Para las personas que son Ideologicas, antes que humanas, bueno, lo primero que les digo es que se instruyan y lean a muchos autores durante siglos se ha escrito sobre el invento de las Ideologias para dominar las masas.

    Intuyo que si partimos de la ignorancia, será muy dificíl terminar en otro final del circulo de conocimiento, salvo que las personas decidan instruirse.

    Como bien sabes yo no tengo ideología, por lo cual es mucho mas sencillo para mi.

    Siento que quien desea y se alegra por el sufrimiento del otro en función de disparidad de opiñiones o pensamientos, solo logran que vuelvan a quien lo deseó. De todas formas para entender el parrafo al menos, mas allá de las Religiones, alguien podría darse una vuelta y leer algo de Metafisica, algo básico, digo…sin ofender a nadie…todos sabemos que nuestra capacidad neuronal tiene límites, y el hecho de que todos tengamos cerebro, no significa mas que se lo tiene, no que se lo desarrolla…

    También pienso que esto de caerse y levantarse indefinidamente como leí, si tiene que ver probablemente con una muy buena intención, y tal vez una/as vivencias propias, pero no creo que sean vivencias extremas, aunque lo que puede ser una vivencia extrema para mi, puede no serlo para otro y viceversa.

    Finalmente no hay nada nuevo bajo el sol en esta serie de Comentarios, incluyendome, sino un paneo de la Sociedad.

    Yo me solidarizo contigo y tu familia, y con todas aquellas personas que sufren.

    Creo, ya sabes que faltaré dos semanas de pasar a visitarte, pues me voy a Ibiza, y otros lugares un tanto desagradables, haciendo pequeña escala en Holanda por motivos obvios. De todas maneras si me acuerdo, pasare desde donde me encuentre, claro que mi estado ignoro cual será, si de felicidad al estar rodeado por tantas mujeres que un pelado como quien suscribe puede acceder por el dinero vil, bueno, en eso no me puedo quejar, el tener mucho dinero es muy bueno, siempre me da satisfacciones, a ti te consta 🙂

    Suerte para todos, disfruten de la vida!!!!, y viajen si pueden mucho, como me agrada hacerlo a mi: mujeres, buen whisky sin hielo, y todo de lo mejor, te saca el distress, sino mirame a mi, que vos me conoces en la Blogosfera Pienso, BYBYBYBYY!!

    • @Marcial: Muy cierto lo de las ideologías, aunque si son malas, cada comentario que dan es una muestra clara de lo que son. No se necesita mucha explicación para desarmarla, basta con leer lo que ponen.

      También es cierto lo del caer y levantarse. Uno no puede hacerlo indefinidamente y menos si el terreno es escabroso e invita a caerse a cada paso. Pero esas fuerzas varían en cada uno, es algo muy amplio.

      Muchas gracias por la solidarización, tanto tuya como la de los comentaristas. A veces cuando falla todo lo otro, la comprensión puede ser un aliciente muy bueno para volver al camino.

      Jaja, muy cierto y te envidio! Mis negocios este mes anduvieron mal, así que solamente voy a poder irme una semana a esquiar a Aspen. Encima el Jet tuvo fallas en una de las turbinas, así que nos tenemos que ir en primera clase nomás y ni puedo llevar la 4×4. Así no se puede vivir! 😉 .

      Saludos y suerte en tu travesía!
      PLPLE

  11. Fuerza y adelante que a todos nos ha sucedido algo similar.

    Un gran abrazo desde Japón.

    • @Blog navegantoentreletras: Muchas gracias y saludos!

      @Alejadro: ¿Repito el comentario 13?

      @Sebastián: Parece que ya somos varios los que padecemos problemas cada vez más graves en Argentina, como así también que está cerca del ‘no va más’.
      Irse es siempre un problema, pero si la solución definitiva está allí… Es una decisión dura de tomar, pero siempre debe tenerse en cuenta por el país en que vivimos.

      Ojo que la separación a la que me refería en el post era física, no un ‘divorcio’. Convenía porque (por ejemplo) en mi casa había espacio para mí y mi trabajo (necesito un mínimo para máquinas, productos y demás), pero ya no como para otra familia (o viceversa, pero era mejor cada uno en su casa que al revés). Con eso también se hacía más fácil el ser bancado. Pero decidimos ir para atrás con eso sin pensarlo mucho, las consecuencias morales y anímicas iban a ser terribles para todos.

      Siento escuchar lo de tu desasosiego sentimental. No voy a caer en el facilismo de decir ‘todo pasa’ o ‘ya vas a conseguir a otra’. Pero sí te recomiendo fuerzas para cambiar el sentimiento y ver la relación de otra manera (como algo que ya terminó, pero que puede convertirse en amistad o empatía). Sino, siempre que la veas vas a tener el mismo problema.

      Ya es como la quinta persona que me recomienda homeopatía. Yo no creo en eso, pero tal vez le dé alguna probada algún día. Tomo nota de todas formas.

      Saludos, gracias por el comentario y suerte!!
      PLPLE

  12. Alejadro dijo:

    La verdad es que me da lástima por tu mujer…

    Debe ser muy triste que su “pareja” (ese vendrias a ser vos) sea un llorón improductivo que se quiebra ante nada y en vez de intentar sacar adelante a la familia, solo se dedica a pedirle plata a los padres y a postear tonterias por internet…

    Y después habla de el “Nacional Socialismo”…

    No flaco, mejor mirate a VOS MISMO en el espejo, date cuenta que sos un gusano y fijate que clase de padre sos, solo después podes ponerte a hablar lo que quieras de los demás…

    Sabadada sabadabada.¿Gaba daba?

  13. Sebastián dijo:

    Todos hemos atravesado situaciones desagradables, especialmente los que vivimos en Argentina y decidimos hacer las cosas en regla y la verdad, aparte de desearte que te mejores y que salgas adelante, no se me ocurre otra cosa para decirte, bah, en realidad yo tampoco estoy pasando por el mejor de los momentos y la verdad es que estoy considerando cada vez más seriamente “regresar” a Inglaterra, con todos los contratiempos y problemas que eso me traeria, pero es que esto no da para más…

    Lo que si te puedo decir, es que bajo ningún concepto te conviene separarte, con o sin hijos, casado o no, yo no lo haria nunca, no tenés ni la menor idea de lo afortunado que sos en ese sentido, yo en este momento estoy solo y la verdad es que no se siente nada bien, encima semana estuve “atacadísimo” porque ví a una chica a la que queria muchísimo y no veia hace años y la verdad es que verla en pareja y todo eso, me hizo re-mal, seguro que te parece algo menor pero nunca menosprecies ni tomes por sentado lo que tenes, debe ser realmente genial poder tener a alguien a quien abrazar y que te sostenga justamente en momentos como este.

    Y por el tema de la salud, simplemente te recomiendo que vayas con un homeópata, haceme caso.

    Saludos.

  14. HOLA PIENSO:

    TE ESCRIBO DESDE ALGUNA ISLA CERCA DE ALGUN LADO EN EL CONTINENTE EUROPEO, CREO QUE DESDE LA DE MIS ANCESTROS -GRECIA- MI ESTADO ES CALAMITOSO EN CUANTO A MANTENER EL EQUILIBRIO Y EXPRESARME, ESTO ULTIMO POR LOS BESOS DE LAS GRIEGAS Y OTRAS NACIONALIDADES, YO NO HAGO DISCRIMINACION. HE COMPROBADO EN ESTE VIAJE QUE EL ALCHOL ETILICO NO ES TAN ETILICO, SE TE QUEDA Y NO SE EVAPORA!! HACE COMO 3 DIAS QUE SINO FUERA POR LA CIENCIA, NO PODRIA SER EFECTIVO SE ENTIENDE….GRANDE VIAG …

    TE QUIERO AHORA HACER UN COMENTARIO SOBRE LA HOMEOPATIA QUE NOMBRAS QUE VISITARAS YA QUE TE LA HAN RECOMENDADO VARIAS VECES:

    TENE PRESENTE SIEMPRE ESTO:

    UN BUEN HOMEOPATA NO TE RECETA ANFETAMINAS.

    EL 90% DE LOS HOMEOPATAS LAS RECETAN, ASI COMO ENGORDE 25 KILOS EN EL AÑO 86/87, LOS BAJE RAPIDAMENTE GRACIAS A UN “HOMEOPATA”
    QUE ME RECETO ANFETAMINAS, COMO QUERIA BAJAR, LAS TOME Y LISTO, ES UN RIESGO CIERTAMENTE GRANDE, PUES DEPENDE E COMO REACCIONA CADA ORGANISMO. PASARON DOS DECADAS, HOY NO LO HARIA PUES SE QUE ME QUEDO EN EL CAMINO.
    CLARO QUE EL “HOMEOPATA DECIA QUE JAMAS RECETABA ANFETAMINAS” Y EN CUALQUIER FARMACIA COMO SIMILA CUANDO VEIAN LOS COMPONENTES SE MATABAN DE RISA!!! AFFETAMINA, SEDANTE Y DIURETICO, YO LLEGUE A BAJAR 5 KILOS EN UN DIA, Y LO SE MUY BIEN, PORQUE ME PESABA AL COMIENZO Y AL FINAL DEL DIA, Y NO PODIA NI CAMINAR POR LA TAQUICARDIA QUE TENIA.

    EL OTRO 10% ENTIENDO QUE SON APROXIMACIONES, MIS APROXIMACIONES LOS PORCENTUALES, SI SON BUENOS, YO CONOCI UNO QUE SE RECORRIO EL MUNDO GRACIAS A LO QUE HABIA GANADO EN LOS AÑOS 60/70, YA ERA MUY MAYOR Y CAYO EN EL OLVIDO, PERO EL MEHIZO CREER EN QUE LA HOMEOPATIA BIEN APLICADA ES REALMENTE EFECTIVA. Y NO NECESITAS ANFETAMINAS, SI CIERTA CONDUCTA DEL PACIENTE COMO EN TODO.

    POR ELLO ME SUMO A LOS QUE TE LA HAN SUGERIDO.

    FINALMENTE CONSEGUI QUE RETORNASE MI ESBELTO CUERPO, DEBIDO A LAS FEMINAS Y A LA BILLETARA QUE MATA A GALAN, AL MENOS NO SOY HIPOCRITA 🙂

    AHORA VOS TAMBIEN!!!: COMO NO TENES OTRO JET DE “MULETTO”, MINIMO UNO… LO DE LA 4 X 4 LO ARREGLAS COMPRANDO UNA, O ALQUILANDO, MENOS PAPELERIO, TARJETA Y LISTOOOOOOOO!

    PRIMERA CLASE!! NUNCA PENSE QUE VIAJARIAS EN PRIMERA CLASE, EN FIN, TE SIGO CONSIDERANDO MI AMIGO, SI QUERES TE ENVIO EL MARCIAL IV PARA QUE LOS LLEVE ADONDE DESEEN, TIENE SOLO TRIPULACION FEMENINA Y DEBES CUUIDARTE, PUES ESTAN ENTRENADAS PARA HACER FELIZ AL PASAJE 😉

    P.D.: YA SABES LO DEL VIAJE, ASI QUE CUANDO VUELVA TE ESCRIBO TRANQUI Y SOBRIO.

    MARCIAL, CIALMAR, COMO ERA QUE ME LLAMABA???

    • @Marcial: Aj, acá yo sigo cagándome de frío en Aspen, y parece que todas las chicas fueron para ahí. No pude comprarme otra 4×4 porque no llegué con los tiempos y la agencia tenía para alquilar sólo descapotables.
      Por las dudas no pongas ‘Viagra’ a ver si toman el comentario como spam! 😆 .

      Gracias por la aclaración del tema de la homeopatía, sirve para explayar un poco más las referencias (desconozco casi todo sobre el tema). Es algo que estudiaré más adelante, en algún momento de claridad post-temporal.

      Gracias también por el ofrecimiento del Marcial IV, pero ya para la vuelta lo tienen listo al mío. Además, si venía con ‘amigas’ seguramente mi esposa se iba a enojar y ya en el prenupcial adquiría derecho a ‘echarlo a patadas y dejarlo sin hija’ y me tengo que cuidar. No porque me importe mi hija, pero viste que uno pierde imágen si es divorciado y no tiene un hijo para presumir…

      Dale, te espero al final de vacaciones entonces. Espero que la pases tan bien como imagino… 🙂 .

      Saludos!

      @Coki: ¿Cómo andás tanto tiempo? Gracias por pasar y por lamentarte (!?).

      Tu solución: ¿es irónica o real(ista)? Si es el segundo caso: ¿estás seguro que ya pasamos el punto de no-retorno y que va a costar más de lo esperado?

      Saludos y suerte!
      PLPLE

  15. Coki dijo:

    @PLPLE, lamento lo que estás pasando (perdón por la demora en el comentario).

    Mi único consejo: andate del país.

  16. Coki dijo:

    @PLPLE, mi idea es real y concreta. No sería irónico cuando estás pasando un mal momento sólo para opinar sobre el país lo que ya sabés que opino.

    Creo que la Argentina ya pasó el punto de no retorno y que el futuro será igual o peor, nunca mejor.

    Personalmente no creo en que haya que quedarse luchando por arreglar lo que otros rompieron y la mayoría elige. Vos sabrás cuáles son tus valores, pero si tenés la posibilidad de ir a un país como la gente, estoy seguro de que luego de un tiempo de lucha vas a agradecer por siempre haber dado ese paso.

    En tu lugar empezaría a averiguar por papeles para Europa, oportunidades en Chile, etcétera. Yo lo tomaría muy en serio en tu lugar (por más que decidas quedarte). Las decisiones informadas son mejores, así uno decida no cambiar nada.

    • @Coki: Dudé porque pensé que eras más… em, no sé cómo decirlo… ‘nacionalista’, si cabe esa palabra poniéndola en contexto.

      Es muy cierto lo que decís. De hecho, ya cuando ví que la cosa venía en declive (leve) había empezado a moverme por ese lado, pero varias cosas me hicieron esperar y aplazar (líos de papeles, el embarazo de mi esposa, etc). Hasta tuve la idea hasta el final de hacer un viajecito a las Islas Malvinas para que mi hija naciera con nacionalidad inglesa y por lo menos salvarla a ella…

      Es muy lógico lo que planteás, pero también muy frío, calculador y ‘desamorado’. Yo pensé lo mismo que vos (de hecho, lo sigo haciendo), sobre todo con la obligación ficticia de darle algo a alguien que nunca lo hizo, sólo por un azar geográfico de nacimiento…
      Igual la cosa cambia cuando hay una hija de por medio y es la primer nieta en 3 familias. Sé que suena a excusa, pero realmente es así.

      Igual es una muy buena reflexión y es algo sobre lo que voy a tener que tomar una decisión de una vez por todas, sopesando todos los factores posibles. Como bien decís, decidir para un lado o para el otro es lo mismo, si se tomó con información y uno se aferra a ella.

      Saludos y gracias!
      PLPLE

  17. Coki dijo:

    @PLPLE, no tengo nada de nacionalista. Como te dije, yo sólo tengo interés / ganas de ayudar a la gente que me resulta cercana y a los que no eligen lo que tienen. Una persona enferma me conmueve, un argentino presa de su propia estupidez y corrupción, no.

    Argentina es un país que NO va a mejorar y, en especial, la violencia irá creciendo ¿En serio querés eso para tu hija?

    Yo creo (sí, desde afuera, pues no tengo hijos) que es la edad ideal para que la lleves a un lugar como la gente y le des la base que merece. Si hablan otro idioma, que pueda aprenderlo bien.

    La historia del argentino sufriente pero abnegado es simpática para el tango (que no es casual que sea la música popular del país), pero no para la vida real.

    Mi opinión enormemente personal es que estás sopesando erróneamente las variables. Yo en tu lugar pensaría realmente quién es la gente que te importa y qué podés hacer para que vivan lo mejor posible.

    Y, por supuesto, siempre se puede volver.

    • Ante todo, disculpas a todos, pero a los problemas que comento, más los que me faltan comentar y nuevitos problemas con internet, me impidieron podes pasar antes.

      @Coki: Me hacés lagrimear, pensé que ya no quedaba gente así. Yo pienso bastante parecido y es jodido hacerlo. Más, de cara a la sociedad que tenemos hoy… Lo del tanguero típico es excelente, y supongo que será también la razón del porqué hoy en TV funcionan solamente las tiras dramáticas.

      El tema es muy complicado ahora, y no sólo hablo de papeleos y demás. Es que mucha gente se acercó a nosotros y nos ayudó demasiado y sin pasar facturas (todavía), y eso agranda el círculo de ‘la gente que importa’. Esa gente son familiares cercanos que se quedarían sin su nieta/sobrina/amiga o ‘como-quiera-que-se-llamen’. Y eso me parece injusto no sólo para con ellos, sino también con mi propia hija, que aparte del desarraigo (no de tierra propiamente dicha, pero sí de familia) dejaría de conocer gente que vale la pena…

      Entonces volvemos a lo del huevo o la gallina: ¿vale la pena darle estabilidad económica sacrificando el lado sentimental/afectivo? Y no hablo de lo sentimental al estilo tanguero, sino al real. Es todo un dilema. Y lo peor es que es raro que sopese eso siendo yo…

      Saludos

      @Sebastián: Un punto más para lo ‘homeo’ entonces. Yo sigo sin creer científicamente, pero como me dijo una vez Coki (el comentarista de arriba), tal vez funcione como placebo, pero funciona.

      No te preocupes que soy de los que piensan que la envidia no es mala algunas veces, sino un síntoma de querer mejorar. Es mucho mejor que la apatía! 🙂

      Lo del arma es algo que tenés que desestimar. El mejor momento de uno siempre es el hoy, porque es el único destinado a poder cambiar las cosas. Si te matás, te perdés ese momento y jamás vas a poder volver a hacerlo. No recuerdo quién dijo que “cada segundo que pasa es una nueva oportunidad de poder cambiar la historia”.
      Además, es como tener fichas ilimitadas en un juego: podemos tener 20 ‘game over’, pero en algún momento vamos a poder pasar ese nivel tan difícil. Suicidarse es desenchufar la máquina y ya. No malgastes fichas! 😉

      Lo de Coki es muy parecido a lo mío… y es tanto realismo como pesimismo. Es que la realidad del hoy en el país es pésima. O nos mentimos y nos quedamos en un mundo imaginario o ponemos los pies en la tierra y vemos que está todo mal.
      No te preocupes que él mismo decía que tenía que sopesar todo para poder moverme con conocimiento. Siempre corrés el riesgo de hacer un mal paso (aunque sea muy estudiado), pero siempre es mejor darlo hacia algún lado si el punto en donde estamos se está desmoronando…

      Gracias por el link! Aunque debo eliminarlo porque está en la base de WOT como sitio spamming/phishing. Tiene buena info, pero te quiere abrir publicidad y tiene un sospechoso ‘order now’ al final. Gracias igual!

      Saludos

  18. Sebastián dijo:

    PLPLE, yo hace cuatro años me atendí con una médica homeopática por primera vez y tengo que decir que me cambió la vida porque logró librarme de un problema respiratorio que me afecto crónicamente durante casi un década (desde los 14 años), sin ser algo de vida o muerte, era un problema que por el cual consulté infinidad de médicos sin conseguir ningún resultado, por eso, al menos desde mi propia experiencia, estoy obligado a decir que funciona, es todo lo que puedo decir, pero no, en lo que hace a la parte de la medicación, no me dió anfetaminas ni nada de eso, solo los clásicos globulitos.

    Ahi te entendí mejor lo que quisiste decir con lo de la “separación”, igual me alegro que de todos modos al final hayan decidido ir para atrás con esa idea, la verdad siento un poco de sana envidia, si es que eso existe.

    Y si, lo que decis es verdad, pero no es tan simple para mi, sobre todo el dia que sucedió, para que te hagas una idea, en mi casa tengo un arma y hasta tuve la idea/fantasia de usarla, pero ahora por suerte ya no me siento tan mal.

    No comparto tanto el pesimismo (o realismo) de Coki pero tiene razón en mucho de lo que dice, pero esa es una decisión para pensarla con detenimiento, no sea cosa de salir de las sartén para caer en el fuego…

    Sea como sea, por si sirve de algo, te dejo un link que puede llegar a interesarte:

    [Link Editado]

    saludos

  19. Coki dijo:

    @PLPLE, nuevamente creo que tenés que sopesar tus prioridades.
    ¿En serio querés que tu hija empiece su vida pagando una “deuda” que vos contrajiste? Me imagino que lo que más quiere la gente que los ayudó es que estén bien y me imagino también que lo que más querés es un lugar tranquilo y próspero en que pueda vivir tu hija.

    ¿Pensás que sólo está el problema económico? Más allá de que eso tiene consecuencias en otras áreas (no creo que sea el momento más feliz de tu vida ni en que puedas ser el mejor padre y esposo del mundo), te olvidás de otros temas. Uno de ellos, para mí primordial, es la inseguridad ¿Qué costo tiene vivir con miedo, evitar ir a lugares y horarios por miedo a que pase algo, estar preocupado por los que querés, etc.? ¿Y qué costo monetario le pondrías a UNA vez que le pase algo a alguien cercano o a vos?

    Vos mismo contaste historias en que te asaltaron y pudiste salir bien parado ¿Y si no ocurre la próxima?

    Bueno, me estoy volviendo pesado. Cualquier cosa tenés mi mail.

    Saludos.

    • @Coki: Sí, completamente de acuerdo. Es uno de los mayores miedos que tengo y en el que me recuesto cada vez que toco el tema del exilio.

      Igual el tema es complicado por otras cosas también, como la falta de un título que valga, dificultades del idioma y demás (el destino no sería un país de habla hispana). Es un paso muy grande (tanto el irse como el decidir quedarse a pesar de todo) que sé que voy a tener que tomar a la brevedad. Por ahora está en ‘veremos’, porque aunque decida irme, no tengo con qué. Con un poco de $$ de seguro que voy a poder tomar una decisión mejor. Hoy, ni para un pasaje en Buquebús tengo…

      Otra de las cosas es que no suelo dar pasos para atrás. Si decido irme de una vez por todas, es muy probable que no vuelva jamás (salvo para visitar, si es que da). Por eso tengo que estar bien seguro.

      Y hablando de inseguridades, casualmente a mitad de semana pasó otra vez un lindo hecho al que estamos acostumbrados, que involucró a 4 integrantes familiares en auto (mi esposa e hija incluídas), una autopista y 4 ‘negros’ con cascotes enormes (‘casualmente’ también, frente a una villa). La mala puntería hizo que hoy puedan seguir respirando; sino, hoy por ahí me conocían por las noticias…

      Estoy tan podrido de todo. Hoy sí, si tenía un ticket, no me volvían a ver… Menos mal que no cuido el botón de la bomba atómica tampoco…

      Saludos, suerte y gracias por el apoyo y ofrecimiento!

  20. Pingback: Desaparecido (sin acción, y con muchos problemas) – Parte 2 « ▀▄ PiensoLuegoPiensoLuegoExisto ▄▀

Dejar una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s