Menores delincuentes libres en Argentina… que gran país!

“LA PLATA.- En los primeros cinco meses de 2008 fueron detenidos 5351 menores de edad; es decir, más de 35 por día. De ese total, 4634 fueron liberados por la Justicia y 717, internados en institutos. “Así es: casi el 90 por ciento de los menores detenidos fueron entregados a sus padres en menos de 12 horas, antes de que termináramos de escribir la causa que se les imputaba”, dijo a LA NACION el jefe de la policía bonaerense, Daniel Salcedo.

Estos datos surgen de un trabajo estadístico encargado por el ministro de Seguridad provincial, Carlos Stornelli, a partir de varios hechos delictivos graves que protagonizaron chicos menores de 16 años. “Muchos de esos menores están acusados de homicidio, robos y hasta violaciones”, enumeró Salcedo.

La jueza de menores de Lomas de Zamora Marta Pascual dijo a LA NACION: “No quedan detenidos porque, con el nuevo sistema legal, la privación de la libertad debe ser el último recurso. Estoy de acuerdo con el espíritu de las nuevas leyes, ajustadas a la Convención sobre los Derechos del Niño“.

Sin embargo, según la magistrada, las nuevas leyes no están dando resultado en el contexto actual. “El problema -explicó- es que hoy faltan programas de reinserción social. Y si desde el Estado no se articulan programas, la ley no sirve.

Según estadísticas oficiales, entre el 1° de enero y el 31 de mayo, 65 menores fueron detenidos por homicidio; nueve, por intento de homicidio; 1298, por robo calificado; 1825, por robo; 145, por robo de automotores; 159, por infracción a la ley de drogas; 15, por abuso sexual, y el resto, por hurtos, lesiones, atentado y resistencia a la autoridad y tenencia de arma de fuego.

Particularmente, preocupa la gran cantidad de menores inimputables que cometen delitos. Según las citadas estadísticas, de los 5351 menores aprehendidos 2148 son inimputables, es decir, tienen menos de 16 años.

Por caso, son inimputables los chicos de Almirante Brown que, en mayo pasado, mataron a Milagros Belizán, de dos años. Los acusados tienen 7 y 9 años. Según las estadísticas del gobierno, hay otros siete chicos de 9 años que fueron aprehendidos por diversos delitos en los primeros cinco meses del año. También fueron arrestados tres niños de ocho años, uno de seis y hasta uno de 5. Los mismos números dicen que la policía detuvo, además, a 18 chicos de 10 años y 55 de 11.

Volver a delinquir

Según Salcedo, “la situación es muy grave, ya que, al ser liberados, los menores se sienten impunes y muchas veces vuelven a delinquir“. En rigor, los reincidentes conforman una minoría según los datos oficiales. En los primeros cinco meses del año, volvió a delinquir el 11 por ciento.

Eso sí: hay casos de reincidencias múltiples. Un menor, por ejemplo, fue detenido nueve veces en ese lapso y otros dos, ocho veces, mientras que la mayoría de los reincidentes fueron detenidos entre dos y cuatro veces.

Según el ministro de Desarrollo Social bonaerense, Daniel Arroyo, en esta provincia el 40 por ciento de los menores de edad -cerca de un millón de chicos- está en riesgo debido a la marginalidad. “Trabajamos con la idea de que los menores están en peligro y que la sociedad se siente insegura. Los chicos se perciben fuera de ella. Para eso trabajamos con proyectos de inclusión social, con, por ejemplo, 1500 tutores de calle; los tutores son personas reconocidas en los barrios.”

Respecto de la cantidad de menores que, luego de ser detenidos, quedan en libertad Arroyo dijo: “La definición de quién queda privado de su libertad y quién no es de la Justicia. Nosotros tenemos una red de contención para los menores, que ya tiene 21 servicios zonales, que dependen de la provincia; 114 servicios locales, que son municipales, y 18 de referencia para menores en conflicto con la ley”.

El ministro recordó que sólo el 14 de julio empezó a funcionar el fuero penal juvenil, en cuatro de los 18 departamentos judiciales de la provincial: La Plata, Necochea, Quilmes y San Martín. Una semana antes de esa puesta en marcha la Suprema Corte de Justicia bonaerense advirtió que no estaban dadas en su totalidad las condiciones para la primera etapa de este nuevo fuero, básicamente porque los mencionados servicios locales y zonales de protección y promoción de los derechos del niño no funcionaban en todos los distritos.

La fiscal del fuero penal juvenil de Necochea, Verónica Posse, dijo: “La creación del fuero es acertada. Tampoco están funcionando completamente los programas de inclusión. Lo importante es que se está trabajando”.

Gloria Gardella, ex jueza de menores de La Plata, consideró: “La ley es buena porque ubica al niño como sujeto de derecho. Pero el Estado tendría que llegar antes de que rompa las normas. Poner el caballo delante del carro”.

Antecedentes

3 de septiembre:

  • Un adolescente de 16 años confesó haber matado de varias cuchilladas a otro chico, de 15, cuyo cadáver enterró en el fondo de su casa, en la localidad de Carlos Spegazzini, Ezeiza. Se cree que el homicida actuó como lo hizo porque era objeto de hostigamientos por parte de la víctima, que, según los vecinos del barrio y sus propios familiares, molestaba a la gente y robaba.

18 de mayo:

  • Dos hermanos de siete y nueve años confesaron haber golpeado y estrangulado con un cable telefónico a Milagros Belizán, una nena de sólo dos años, en un descampado del barrio San José, partido de Almirante Brown.

4 de abril:

  • Un chico de 15 años mató de una puñalada a un compañero de 16, durante una pelea que mantuvieron a la salida de la escuela a la que ambos concurrían, en la localidad de Colonia Wanda, en Misiones.

30 de marzo:

  • Un chico de 12 años fue detenido en Chivilcoy, acusado de haber asesinado durante un robo a una jubilada de 79 años golpeándola con una barra de hierro en la cabeza.

19 de febrero:

  • Un adolescente de 15 años asesinó a sus hermanos de 4 y 6 años en su casa, situada en el partido de Esteban Echeverría.”

Nota textual de LaNación.

Después vengan a hablarme de “derechos humanos”, “derechos del niño” y otras idioteces. Esta gente ya no son niños, ni derechos… ni humanos. Dejémonos de joder de una vez y pongamos los puntos sobre las íes. Acaso piensan todavía que la “marginalidad” o la edad tienen que ver? O no ven que son realmente malos para la sociedad? Si me dicen que hay algunos recuperables, perfecto, podemos hablarlo… pero con 11% de reincidencia en sólo meses y con asesinatos tan brutales y casos con fojas y fojas eternas, ahí ya queda bien clarito por dónde viene el problema.

Por supuesto, uno después se defiende matando a uno de estos energúmenos asesinos y va en cadena perpetua directa por haber asesinado a una “pobre criaturita de Dios”. Cuando vean a un menor con un arma, rueguen de que los mate enseguida; sino, si tienen la mala suerte de sobrevivir y hacer lo que se debe, terminarán presos de por vida con penas económicas inclusive, con su familia difamada e insultada por toda la eternidad.

Linda Argentina… que país mega-generoso (sólo para los delincuentes o los políticos, claro).

Anuncios

Acerca de PiensoLuegoPiensoLuegoExisto (PLPLE)

Tratando de entender el mundo sin morir en el intento...
Esta entrada fue publicada en Argentina...país generoso, Aunque usted no lo crea, En las noticias, Política/Economía y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

16 respuestas a Menores delincuentes libres en Argentina… que gran país!

  1. Javier dijo:

    La seguridad ciudadana es el problema mas grave que mi pais (Peru) tambien afronta. Algo que suelen decir los psicologos es que “la etapa de formacion de una persona es cuando todavia se es un niño” de ser cierto esto pienso que deberia existir un plan no readaptacion sino de “formacion de la personalidad” y si es reincidente, pues modificar las leyes y internarlo en un penal de menores a cumplir los años de condena que le toque.

  2. Hola Pienso:

    Coincido totalmente con Javier, con el agregado de que mientras dure el ¨Plan de Formación de Personalidad¨, debería encontrarse internado, donde corresponda a designar, quedando la Sociedad y el protegidos.

    Cuando escribo Internado, escribo que no debe ser puesto en la Universidad de los Delitos que son las carceles, las argentinas al menos.

    Creo que en el caso de Homicidio, Tentativa, Robo con violencia, Lesiones Graves, también debría estar internado, la edad base debe ser puesta por quienes son idoneos en el tema. El país pionero en declararlos imputables y bajar el limite de edad estoy casi seguro que es Inglaterra.

    Un abrazo y saludos a todos.

    Marcial

  3. Javier: (Arreglo la falta que mencionaste editándolo y quito el segundo comentario)
    Creo que estamos de acuerdo en lo que exponés. Acá se habla mucho de edades, pero no se puede seguir teniendo en cuenta ese factor con gente con tantas fojas encima de delitos. Hay que modificar la ley, en caso de que se cometan crímenes hay que penarlos como tal, y no según la “edad biológica”.

    Marcial: De acuerdo también con lo expuesto. No se puede “reinsertar” (o como quieran llamarlo) si se dan charlitas de 2 horas semanales. Así sea cual sea el método que se imponga, siempre fallará, haciendo que nada cambie para peligro de todos.
    Con el tema de la edad no estoy de acuerdo. En caso de darse esa especie de “internado” (fuera de la cárcel común) y que el menor vuelva a delinquir, la edad debería obviarse, ya que todas las condiciones le fueron favorables y volvió a hacer lo mismo. Ese tipo de gente no aprende más, tenga la edad que tenga.

    Saludos y gracias!

  4. El tema de la edad es complejo.
    No me considero ´´garantista´´ bajo ningún concepto, detesto a los garantistas, pero el tema de la edad debe tenerse en cuenta – una persona de 10 años no es lo mismo que una de 12 o de 15 a la vez –
    Mira que yo no estoy escribiendo de inimputabilidad, estoy escribiendo sobre una edad x, Ej: un chico de 10 años mata a alguien – se entiende que no por error – el chico va a un Instituto de Rehabilitación, pero de rehabilitación en serio, fuera del entorno que lo hizo cometer el acto punible. Luego al cumplir los 18 años, o mayoría de edad, de acuerdo…
    estoy pensando…es realmente un lio, es muy dificil, porque si lo soltas, conque cara miras a los familiares que mato, y si lo dejas en una carcel, lo volves al estado original de cuando mato, por lo que la rehabilitación no sirve de nada.

    Entonces: como ser justo, ese es el punto, justo con las partes y no solo con una, es como tu Post sobre la Justicia para todos, – el título lo dice todo – me entiendes.

    Tengo que pensar, no es sencillo el tema.

    Abrazo

    Marcial

  5. Marcial: Como bien decís, es un tema para pensar y discutir, aunque yo hace tiempo que tengo una posición (aunque puedo modificarla si se dá la lógica).

    Con el caso que exponés, habría que ver con especialistas en serio, si ese menor puede volver a delinquir o tiene conciencia de sus actos a pleno. Eso daría el tipo de detención que merece y el tiempo que deba cumplir allí. No creo que deba soltarse a los 18, porque otra vez, estaríamos centrándonos en una edad cronológica que no concordaría y no sería compatible con la precocidad del crimen. Debería estar internado/preso hasta que se considere “saldada la deuda”, aunque sea a los 40 años.

    Una vida quitada de forma artera y sin explicaciones, debe penarse, sin importar la edad. Los padres deben encargarse de explicar eso a los hijos. Lo que pasa es que con los “sincerebro” que abundan hoy que ni se preocupan por los chicos, les da lo mismo. Total, se sacan a un hijo de encima y el gobierno (bah, nosotros) les paga los gastos. El que pierde, es el pobre muerto y su familia. Eso tiene que cambiar…

    Saludos

  6. Pienso:

    Basicamente pienso como vos, ahora si lo dejas hasta los 40, que es una quimera por el 2×1, x1, 7 x1, o el kombo que sea, termina en la carcel por 20 años y ese el gran problema, esa Universidad, para que lo vas a intentar reeducar, si despues lo envias a la carcel…a la Universidad del delito…no tiene logica.

    Tambien creo que si se condena a alguien por 25 años de Reclusión, pues debe cumplir los 25 años, sino para que lo condenan?

    Esta espiral de violencia y droga y todo lo que quieras, es responsabilidad absoluta de nuestros dirigentes ´´ democraticos´´ desde el 83 a la fecha, anda en la decada del 70 a hacer el 5% de lo que hacen ahora. No se hacía, sabes por que? Poeque a nadie se le ocurria 😉

    Yo andaba a las 6 de mañana de salida, caminando por todos lados, desde corrientes a Pinar de Rocha, mira: Los derechos humanos son para todos, o que no sean para nadie, y la justicia también, sobre todo la justicia, puesto que los derechos humanos estan insertos en ella.

    Por último, cuanta razón tienes al escribir:
    ´´El que pierde, es el pobre muerto y su familia. Eso tiene que cambiar…´´

    Pero no va cambiar Pienso, se va a acrecentar esta selva, así esta diagramado, así conviene a mucos intereses.

    Sabes que me enteré:
    Iba ayer caminando con Irlanda y veo un cartonero con un Cuter – te agrarran en un Aeropuerto con un Cuter y vas derechito detenido, despues del 11-S

    El lo estaba usando para cortar unas sogas,en verdad estaba haciendo su trabajo.

    Había un policia cruzando la calle:

    Cuando cruzamos le pregunte que penalidad había si me encontraban un cuter, y me contesto que ninguna, que era solo una contravencion, sino había un hecho de violencia, y que a la vez podía aducir que me lo había olvidado despues del trabajo, despues me comento que si yo llevaba un arma, tambien era una contravencion, no me especifico si tenia que estar cargada o descargada, finalmente como yo seguia haciendole preguntas, tipo reportaje, medio se canso y me dijo: y usted porque lleva un Cuter?

    jeje, yo me reí bastante, no faltandole el respeto, no era tampoco mi intencion, pero me reí, le explique lo del cartonero, que el podía ver, me repregunto porque llevaba yo un Cuter, a lo que saque de mi bolsillo, algo que llevo siempre y le dije: Nadie, ni siquiera la C.I.A, me puede detener por llevar esto, pues en principio cumple una función mundialmente conocida, de hecho usted lleva una, ahora, si uno sabe manejarla, cumple dos funciones.

    Me miro, como pensando: hummm, no se me ocurrio, lo salude y nos fuimos.

    Abrazo

    Marcial

  7. Marcial: Concuerdo en lo que decís. Es que acá estamos acostumbrados a hacer las cosas al revés, como siempre. Si a uno le dan 20 años, se los tiene que comer y si se manda alguna, que la pena vaya subiendo, no al revés. Aca en los juicios se estima una media “salomónica” y después se empieza a sacar por “linda sonrisa” y cosas parecidas.
    Hasta que no nos demos cuenta que los delincuentes son peligrosos para todos los sectores de la vida y la sociedad, no vamos a avanzar con el tema.

    Tal como decís, los derechos humanos y la justicia son sólo para algunos (paradójicamente, a los que perjudican a la sociedad).

    Por dentro sé que no va a cambiar nada, pero siempre te queda esa luz de esperanza y que alguien patee el tablero para acomodar de nuevo, pero como se debe.

    Es bueno saber lo que decís al final. Creo que voy a empezar a “armarme legalmente”, porque la calle cada vez está peor. Aunque en la selva, un cutter no sirve de mucho… “pero nada, es menos”…

    Saludos y suerte!

  8. Bruno dijo:

    Dos cosas:

    Primero hay que proporcionar mejor calidad de vida, generando empleo, dignidad y concientización por la vida, lo cual conllevaria a una buena educación. !fundamental!

    Como lo que dije arriba es entre utópico o muy a largo plazo posible de concretarse. Las carceles, tendrían que empezar a reconciderar las edades de entrada, y por supuesto que sean organizadas por especialistas, psicologos, sociologos, médicos, además del personal judicial. La carcel no tiene que ser más un creador de delicuentes, sino un formador personas que puedan vivir en sociedad.

  9. Bruno: Concuerdo, salvo por dos puntos. El primero: que la edad no es muy indicativa en cuanto a delitos. Si se delinque, se paga, siempre con la misma regla (salvo excepciones, que siempre las habrá). Segundo: mejorar la calidad de vida sería un alivio, pero el flagelo seguiría estando. Hay que considerar soluciones para los “delincuentes de alma”, como suelen ser muchos de los menores de hoy en día (como los de la nota, principalmente).

    Saludos y gracias

  10. Pingback: No tienen verguenza: marcha en contra de la baja de imputabilidad de menores delincuentes « ▀▄ PiensoLuegoPiensoLuegoExisto ▄▀

  11. Pingback: ▀▄ PiensoLuegoPiensoLuegoExisto ▄▀

  12. Pepe dijo:

    ¡¡¡¡¡QUE PAIS DE MIERDA ES LA ARGENTINA!!!!!

  13. cielo andonaigue dijo:

    ellos no tienen consiencia que ban x un buen camino

  14. Jorgito dijo:

    CREO QUE LOS ARGENTINOS VIVIMOS SIEMPRE EN TIEMPOS DE REVANCHAS, O SEA DE UNA DICTADURA A UNA DEMAGOJIA O DEMOCRACIA PARA ALGUNOS. ES UN PAIS DE MONTONEROS EN ESTE MOMENTO, POR ESO JÓDANSE, O JODAMONOS POR NO SABER VOTAR, O POR BOLUDOS POR NO HACER Y JUNTARSE EL PUEBLO PARA PEDIR QUE CAMBIEN LAS LEYES PENALES. QUE DERECHOS TIENE UN VIOLADOR POR EJ. SI EL MISMO YA VIOLÓ TODOS LOS DERECHOS. DE ESE PRINCIPIO HABRIA QUE PARTIR. EL DELINCUENTE DEBE PERDER DERECHOS QUE TENEMOS LOS CIUDADANOS CORRECTOS, EN CAMBIO ACA SE LOS PREMIA, ENTONCES YA VEN AMIGOS, ACA LO QUE NO HAY ES POLITICOS CON HUEVOS, Y EL PUEBLO CEDE PARA NO METERSE EN PROBLEMAS Y ENTONCES SE LES HACE EL CALDO GORDO A ESTAS LACRAS.

  15. Hugo López dijo:

    VIOLACIÓN DE LA CONVENCIÓN LOS DERECHOS DEL NIÑO POR PARTE DEL DERECHO ARGENTINO Y DE LA JUSTICIA DE MENORES:
    El Congreso de la Nación Argentina ratificó la Convención sobre los Derechos del Niño el 27 de septiembre de 1990 mediante la ley 23.849 y la Asamblea Constituyente la incorporó al artículo 75 de la Constitución de la Nación Argentina en agosto de 1994. En esta se prescribe que “en todas las medidas concernientes a los niños que tomen las instituciones públicas o privadas de bienestar social, los tribunales, las autoridades administrativas o los órganos legislativos, una consideración primordial a que se atenderá será el interés superior del niño” (art. 3 inc. 1), y que “los Estados Partes se asegurarán de que las instituciones, servicios y establecimientos encargados del cuidado o la protección de los niños cumplan las normas establecidas por las autoridades competentes, especialmente en materia de seguridad, sanidad, número y competencia de su personal, así como en relación con la existencia de una supervisión adecuada” (art. 3 inc. 3).
    Pero estos principios –con los que nadie puede estar en desacuerdo- no se aplican en los casos contemplados por el art. 7 de la ley 13634, que dispone que “la internación y cualquier otra medida que signifique el alojamiento del niño en una institución pública, semipública o privada, cualquiera sea el nombre que se le asigne a tal medida y aún cuando sea provisional, tendrá carácter excepcional y será aplicada como medida de último recurso, por el tiempo más breve posible y debidamente fundada.”
    Los Juzgados de Familia y los Jueces del Responsabilidad Penal Juvenil aplican esta norma, y en virtud de ella disponen –sin tener en cuenta la gravedad de los hechos ni la reincidencia del autor- que los menores que cometen delitos sean dejados en libertad y queden al cuidado de sus familias. Tal proceder es causa de una variedad de consecuencias negativas –cuando no nefastas- para dichos menores. Hasta el momento, y según la legislación vigente –que rara vez se aplica- los responsables de los hechos cometidos por los menores son sus padres: esto es así porque lo indica el sentido común, ya que los padres son quienes tienen la obligación de criar adecuadamente al menor y educarlo, y gozan para ello de los derechos que les otorga la patria potestad. El hecho de que un menor ejerza la delincuencia indica que sus padres no han cumplido sus obligaciones en forma adecuada: devolver al niño o adolescente al cuidado de estos mismos padres los priva del derecho de rehabilitarse y llevar una vida normal en el futuro.
    Otra consecuencia perjudicial para los menores es que, al volver a la calle y al ambiente en el que su personalidad se ha formado, continúan con su accionar delictivo, que en la mayoría de los casos los lleva a terminar internados en un establecimiento carcelario al cumplir la mayoría de edad. Su rehabilitación en estos casos resulta casi imposible: los años de su niñez y adolescencia que han pasado como delincuentes han consolidado su personalidad, y este proceso es muy difícil de revertir.
    La consecuencia más grave e irreversible es la muerte: los menores que no tienen la suerte de ser internados a tiempo en un establecimiento penitenciario y siguen en la calle corren el serio peligro de terminar su vida bajo las balas de las fuerzas del orden o de ciudadanos honestos que ejercen su derecho a la legítima defensa.

    Resulta significativo que nadie hasta ahora haya hecho el presente planteo: ni los partidarios de la “mano dura” ni los garantistas parecen preocuparse por el destino de los menores delincuentes. En mi opinión, esto obedece a varios factores:

    a- Tanto el gobierno nacional como los de las provincias consideran la inversión de recursos como un gasto improductivo, porque no deja réditos políticos.

    b- Los funcionarios responsables del bienestar de los menores no desean contradecir a sus superiores y arriesgarse a perder el respetable sueldo que tienen garantizado de por vida en virtud de la estabilidad laboral de la que gozan.

    c- Los ciudadanos en general están preocupados por otros temas a los que consideran de mayor importancia y no se interesan en la problemática del menor a la hora de emitir su voto.

Dejar una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s